Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades Gobierno de Canarias Universidad de La Laguna CSIC Centro de Excelencia Severo Ochoa

Prensa y Multimedia

Camelopardálidas: ¿realmente una nueva lluvia de estrellas?

22 May. 2014

Mapa con las zonas geográficas desde dónde se podría ver el máximo de la posible lluvia de meteoritos.(NASA / MSFC / Danielle Moser) Imagen: zonas de visibilidad durante el pico máximo esperado de la "lluvia de estrellas" Camelopardálidas(NASA/MSFC/Danielle Moser)

Por Miquel Serra-Ricart (IAC)

Según modelos teóricos el próximo Sábado 24 de mayo podría producirse un estallido de actividad meteórica con origen -radiante- la constelación boreal Camelopardalis (Jirafa) y el causante sería el Cometa 209P/LINEAR.

209P/LINEAR es un cometa con un periodo orbital de cinco años que fue descubierto en el año 2004 por el proyecto Lincoln Near-Earth Asteroid Research (LINEAR).

El Cometa (cuerpo helado de unos 600 m de diámetro) ha dejado un rastro de partículas de polvo (meteoroides) en sus sucesivos encuentros con el Sol (perihelio de su órbita). Si nuestro planeta atraviesa alguno de estos enjambres, puede producirse una lluvia o tormenta de estrellas dependiendo de su densidad.

Los modelos teóricos se basan en conocer la posición y evolución de los enjambres así como cuándo y cómo fueron expulsados por el cometa. Estos modelos funcionan muy bien para cometas bien estudiados y enjambres creados recientemente (menos de 10 revoluciones alrededor del Sol).

No es el caso de esta posible lluvia: el progenitor no es un cometa bien caracterizado y los enjambres fueron creados en los pasos del cometa por el perihelio entre los años 1803 y 1924. Por tanto, la incertidumbre en su posición y densidad de estos enjambres es alta.

Como todo el mundo puede entender, son demasiados parámetros libres para poder asegurar si realmente se producirá la lluvia de estrellas y qué actividad tendrá. Si los errores de los modelos no son grandes, se espera que el máximo de actividad esté entre las 6:00 y las 7:00 UT del sábado 24 de mayo de 2014 (7:00-8:00 Canarias, 8:00-9:00 hora península española). Por tanto, la lluvia solo sería visible en América del Norte. Bien es cierto que la actividad podría empezar con anterioridad, por lo que los observadores europeos detectaríamos cierto aumento de meteoros horas antes del amanecer del sábado 24.

Seguimiento en directo del fenómeno por el proyecto Slooh

Ver lista completa de notas de prensa | Ver más notas de prensa del año 2014

Utilizamos cookies propias y de terceros para recoger información estadística y mejorar nuestra web y servicios. Si continúa navegando, acepta su instalación y uso.
Puede cambiar la configuración de su navegador para no aceptar su instalación u obtener más información en nuestra política de cookies.

Aceptar