Cibeles: la detección de pequeños granos de silicato, agua-hielo y materia orgánica.

Fecha de publicación
Referencias
(2011) A&A 525, A34

Los autores muestran que  la superficie del asteroide primitivo (65) Cibeles está cubierta por una capa fina de granos de silicatos anhidricos, mezcllados con pequeñas cantidades de hielo de agua y sustancias orgánicas complejas, de manera similar a las fases de no equilibrio que coexisten en las superficies de los cometas. La coexistencia de hielo de agua y silicatos anhidricos en la superficie indica que la hidratación del silicato no ocurrió, lo que sugiere que la temperatura de la superficie ha sido siempre muy baja.


El equipo de investigadores es el mismo que publicó en abril pasado dos artículos en Nature mostrando la primera evidencia de hielo de agua y moléculas orgánicas en un asteroide, 24 Themis.
Ambos,  65  Cibeles y 24 Temis, están en la misma región del cinturón de asteroides entre Marte y Júpiter, aproximadamente a 3,2 UA. El asteroide 65 Cibeles es algo más grande que 24 Themis. Cibeles tiene un diámetro de 290 km, mientras que Themis tiene un diámetro de 200 km.


Este descubrimiento sugiere que esta región de nuestro sistema solar contiene más hielo de agua de lo previsto, y  apoya la teoría que sugiere que buena parte del agua y de los orgánicos que fueron los bloques sobre los que se construyó la vida, provienen de  asteroides que han chocado con la Tierra
.

Más información
Tipo de noticia