Medio Ambiente y Sostenibilidad

Viajes

El personal del IAC realiza unos dos mil viajes de trabajo anuales (45% internacionales, 25% nacionales y 30% a La Palma) con una huella de carbono total de unas 620 toneladas de CO2-equivalente (tCO2), según datos de 2018. La mayor contribución, el 60%, es del Área de Investigación y en especial de los investigadores de plantilla, con un promedio de casi 3 tCO2 anuales por investigador de plantilla. Doce investigadores superan en sus viajes de trabajo las 5 tCO2 (comparable al promedio mundial de emisiones anuales por habitante).

Recomendaciones

Se puede reducir la huella de carbono eliminando progresivamente viajes prescindibles

  1. a congresos y conferencias
  2. a reuniones cortas tipo CAT y talleres de grupo, y
  3. favoreciendo observaciones remotas

Es factible llegar a reducir el 50% de las emisiones totales progresivamente en cuatro años, estimulando la reducción de viajes en la plantilla pero manteniendo las reuniones externas y estancias largas de estudiantes y posdocs, y siempre evaluando en cada caso la importancia del desplazamiento frente a su impacto en el clima. Se deben suprimir en lo posible los viajes de corta duración y largo recorrido, con un impacto de más de 200 kg-CO2/día (ver Anexo I).

Proponemos que el Área de Investigación, la que genera la mayor parte de la huella de carbono, elabore un plan de reducción y, con el acuerdo del Consejo de Investigadores, decida si es conveniente asignar cuotas de viaje a cada Proyecto de Investigación, con independencia de la disponibilidad de fondos.